Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

 

Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

 

 

"Mirad cuán bueno y cuán delicioso es habitar los hermanos juntos en armonía...porque allí envía Jehová bendición y vida eterna."

Salmo 133: 1,3

 

Rincón Pastoral

“EVANGELIO INCOMPLETO”
Tomás Jefferson, a pesar de ser recordado como un gran hombre, nunca aceptó los Milagros que aparecen en la Biblia. Él editó su propia versión de la Biblia, en la que no aparecen todas las partes que se refieren a eventos milagrosos porque fueron borradas. Al editar los Evangelios, Tomás Jefferson se limitó a considerar solo las enseñanzas morales de Jesucristo.
Las últimas palabras de sus evangelios dicen así: “Y tomando José el cuerpo, lo envolvió en una sábana limpia y lo puso en su sepulcro nuevo, que había labrado en la peña; y después de hacer rodar una gran piedra a la entrada del sepulcro, se fue”. Pero gracias a Dios que esa no es la manera en que termina la historia, porque el Señor Jesucristo resucitó de verdad, como ÉL lo había prometido ¡Aleluya!